Dirigidos por exfuncionarios de la PGR; siete presuntos esquemas de peculado

Sumados a las alegadas estructuras corruptas de distracción de fondos a través de bienes incautados y de pagos en capacitaciones de personal sin avales de que fueron impartidos, lo revelado por la «Operación Medusa» incluye otros cincos entramados de peculado durante la gestión de Jean Alain Rodríguez. En torno a los procesos irregulares de compras, señalan a Rafael Stefano Canó Sacco, exdirector de Gabinete, y a Jonnathan Rodríguez Imbert, exdirector Administrativo Financiero, de encabezar «el manejo irregular para la escogencia de las empresas que ganaban licitaciones». Acusan a Rafael Antonio Mercede Marte, exencargado Departamento Contabilidad, de «calcular y recoger cantidades de efectivo, que eran llevadas en bultos a su oficina y luego entregados a Rodríguez Imbert» y «el pago de entidades para agilizar los pagos». También se indica que Rodríguez Imbert y Mercede Marte sacaron provecho a través de la compra de uniformes, participó Solano Augusto en el renglón de la instalación de camas.

En estas compras irregulares la Pepca destaca que Canó Sacco «benefició a través de la empresa Soluciones Integradas Manzur Báez EIRL a su socio Daniel Elías Manzur Báez», lo que configuró «una estafa agravada, según el interrogatorio realizado a Rainery Elizabeth Medina Sánchez que afirmó que Soluciones Manzur no prestó ningún servicio, pero cobró cerca de RD$50,000,000». La Pepca también señala entradas ficticias y adulteradas al almacén, en lo que se falsifican certificaciones para distraer en provecho propio equipos, mercancías y materiales de construcción. Otro sistema fraudulento que alega la Pepca funcionó durante la administración del ex procurador fue la utilización de recursos de la Procuraduría General para la plataforma de campaña del Partido de la Liberación Dominicana.

Recurso de imagen: «El Caribe»

Leave a Comment

Your email address will not be published.

Start typing and press Enter to search